López y las grúas

Al anunciar la iluminación de nuevas grúas el administrador municipal Ernesto López descarta (30 de abril) que esto afecte las mediciones astronómicas y asegura que otras fuentes sí perjudican el trabajo científico. Esto es incorrecto. Cualquier contaminación del cielo tiene efecto en las mediciones astronómicas, degradando un patrimonio a nivel mundial. Quizás él quiso decir que era un efecto comparativamente mucho menor al producido por otras fuentes. Me gustaría que en ese caso enumerara esas fuentes, y que entonces describiera el compromiso de la municipalidad para reducir o anular su efecto.

Por otro lado, cuando hablamos de proteger los cielos más limpios del mundo, se me hace difícil pensar que hay contaminaciones intrascendentes. Decir eso es como si durante una sequía yo dejara la llave del lavamanos corriendo y asegurara que no es importante porque mi vecino tiene la de la tina abierta. Más increible es pensar que eso me valida para entonces abrir un par de llaves más, como harán ahora al inaugurar nuevas grúas.

Yo creo que hay dos ideas que no se están traspasando correctamente en esta discusión. La primera es que controlar la contaminación lumínica no es sólo de importancia para la astronomía. La iluminación ineficiente hace que perdamos muchos recursos que nadie disfruta, ni siquiera estéticamente, pues envía energía a lugares donde nadie la observa (el cielo). En USA, por ejemplo, se pierden mil millones de dólares anuales por ese concepto. Hay camas de hospital que no compramos, caminos que no arreglamos, por usar luces que sólo las aves están en posición de apreciar.

La segunda idea es que el control de la contaminación lumínica no significa sacrificar la iluminación de nuevos monumentos sino hacerlo de manera inteligente, moderna, que atienda no sólo al resultado que se desea obtener sino a un proceso que respete ciertas condiciones intransables. La protección de los cielos más limpios del mundo es para mí una de esas condiciones intransables.

(Carta enviada al Mercurio de Antofagasta el 30 de abril de 2o07)

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.